Commodities

El crushing de soja en lo que va de la campaña ya es la segunda mejor marca de la historia

Bautista Gaggiotti - Desiré Sigaudo - 04 de Octubre de 2019
La industria procesó 4,15 Mt de poroto en agosto, manteniéndose por encima de los 4 Mt por tercer mes consecutivo en la campaña.

 

La actividad de la industria de la oleaginosa acompaña a la recuperación productiva de la campaña 2018/19. En el quinto mes de la campaña que comienza en abril en Argentina, las fábricas llevan procesadas 20,7 millones de toneladas de soja, la segunda mejor marca en la historia para este momento del año. El volumen actual industrializado al mes de agosto sólo fue mejorado el ciclo 2014/15, cuando se industrializó la cantidad récord de 45,1 Mt en todo el ciclo. 

En los primeros 5 meses de la campaña 2018/19 se procesó el mismo volumen de soja industrializado en el total del ciclo 2000/01, casi 20 años atrás.

El crushing de agosto 2019 en particular, que es el último dato mensual publicado por el Ministerio de Agroindustria a la fecha, es a su vez el segundo mejor registro para este mes. En agosto la industria procesó 4,15 Mt, que si bien representa un retroceso del 7% respecto de julio, se ubica un 13% por encima del promedio de crushing en agosto durante las últimas 5 campañas. La industrialización de soja se mantiene por encima de 4 Mt por tercer mes consecutivo en agosto, resistiendo la caída cíclica que suele experimentar la actividad a esta altura del año. Si bien la actividad industrial en la pasada campaña estuvo fuertemente condicionada por la abrupta caída productiva a nivel local, vale señalar que en agosto tuvo lugar el diferencial interanual más alto de lo que va de campaña, en 2019 se procesaron más de 1 Mt más que en agosto 2018. 

En el plano comercial, esta semana los operadores del Mercado Físico de Granos que se desarrolla en la Bolsa de Comercio de Rosario concentraron su interés en la soja con entrega disponible. Las ofertas abiertas a comienzos de semana, en torno a US$ 240/t, motivaron a la concreción de negocios en el recinto, aunque conforme transcurrió la semana las ofertas abiertas disminuyeron su valor recortando así el volumen de negocios logrado. El valor propuesto en la rueda del jueves 3 de octubre fue de US$ 235/t, US$ 2/t por debajo de lo ofrecido el día martes. La actividad por soja de la nueva cosecha fue escasa durante la semana, registrándose ofertas abiertas sólo en las ruedas del lunes y el jueves, de US$ 240/t y US$ 237/t respectivamente. El precio pizarra de la Cámara Arbitral de Cereales de la BCR referente al jueves 3 de octubre se ubicó en $ 13.690/t, $ 295/t por encima del valor de referencia del jueves anterior. El precio pizarra equivalente en dólares alcanzó US$ 238/t el jueves y, si bien subió US$ 3/t respecto del jueves anterior, no logró mantenerse en los US$ 240/t alcanzados el martes. En el mercado de futuros Matba-Rofex, el contrato Octubre cerró a US$ 240/t el jueves, por encima del cierre del jueves anterior pero por debajo del máximo semanal logrado el martes (US$ 243,1/t). El futuro a cosecha con vencimiento en Mayo, cerró a US$ 237/t casi sin cambios respecto al cierre del jueves anterior.

Pese al menor interés relativo por negocios con soja 2019/20 en lo que va de octubre, en el acumulado a la fecha se registran volúmenes muy superiores a los habituales. Al 25 de septiembre, Agroindustria informó compras de industria y exportación de 5,1 Mt de soja 2019/20, más que duplicando el promedio comprado a igual fecha en los últimos 5 ciclos. El volumen comprometido por los productores representa el 10% de la producción estimada para la campaña, una proporción también muy por superior a las cifras de los últimos años. 

Las compras de soja nueva durante septiembre ascendieron a 1,4 Mt según registros de SIO-Granos. Los negocios impulsados por el vigor comercial sobre la mercadería de la próxima campaña el último mes representan un tercio del total de las adquisiciones de soja nueva a la fecha.

En el mercado del maíz, las compras del cereal 2019/20 también muestran una importante diferencia con las adquisiciones a igual fecha en ciclos pasados. A fines de septiembre, la exportación y la industria llevaban compradas 9,7 Mt de maíz nuevo que equivale al 19% de la producción estimada para la campaña. El volumen ya comprometido es cuatro veces mayor al promedio comercializado de maíz nuevo a esta altura de las últimas 5 campañas.  

Una importante proporción de estos negocios por mercadería nueva se anotaron en el mes de septiembre. Según datos de SIO-Granos, el mes pasado se registraron contratos por 2,5 Mt de maíz 2019/20. Así, la escalada de los negocios por el cereal nuevo que tuvo lugar en septiembre aportó el 26% de las compras de la próxima cosecha que se tienen hasta el momento. 

En cuanto a la modalidad y el estado de los negocios, también se abre una brecha entre la campaña actual y las anteriores. En el ciclo presente el 42% de las compras nuevas aún no tiene precio firme, una proporción 11 puntos porcentuales mayor a la de las últimas campañas. 

En el Mercado Físico de Granos de la BCR, se observó menor actividad en el segmento del maíz durante las últimas jornadas, en contraste con lo ocurrido semanas anteriores. Fueron menos los compradores activos en maíz disponible, donde la oferta abierta se ubicó en US$ 128/t el día jueves. Las ofertas por maíz 2019/20 con entrega en los meses de junio y julio se ubicaron en US$ 133/t y US$ 132/t, respectivamente. El mercado de maíz nuevo, que había estado muy activo la semana anterior, contó con pocos compradores esta semana donde la mayor parte de las negociaciones se volcaron a los contratos con descarga inmediata. El precio pizarra publicado por la CAC para el día jueves se ubicó en $ 7.420/t, evidenciando un aumento de $ 100/t respecto del jueves anterior. El precio equivalente en dólares de US$ 124/t se mantuvo sin cambios considerables durante de la semana. En el segmento de futuros, el contrato Matba-Rofex Diciembre de maíz ajustó a US$ 140/t el jueves, US$ 1,2/t por encima del cierre del jueves pasado. El contrato con vencimiento en Julio 2020 ajustó a US$ 137,5/t también US$ 1,2/t por encima del jueves anterior.

Según datos oficiales, el ritmo de siembra a nivel nacional de la campaña 2019/20 que resultaba muy similar al de la campaña anterior hasta fines de septiembre, comienza a mostrar un retraso en relación a aquel en las últimas jornadas. El motivo de ello es principalmente el déficit hídrico que afecta algunas regiones claves de las provincias de Córdoba y Buenos Aires. Tal como muestra el gráfico adjunto, a nivel nacional el progreso al 03 de octubre alcanza el 19% del área de intención, por debajo del 22% que se alcanzaba a la misma altura del año 2018 aunque aún por encima del 16% promedio de las últimas cinco campañas.


Similar a lo que acontece en Argentina, en Brasil la falta de agua retrasa las labores de siembra aunque a esta altura del año ello se refleja principalmente en soja. A la fecha, los productores llevan sembrado sólo el 1% del área objetivo para la oleaginosa en la campaña 2019/20, según datos de la consultora Agrovip. El lento inicio de campaña contrasta fuertemente con el vertiginoso ritmo de siembra del ciclo pasado, que fue el más rápido para la historia de la soja brasileña. Pero incluso en la comparación del presente inicio de campaña con el ritmo promedio de los últimos 5 ciclos, el actual comienzo de siembra está muy por detrás del avance de labores promedio a igual fecha.

En la zona centro-oeste del vasto territorio brasileño, la oleaginosa podría implantarse en la ventana óptima de siembra, aunque la concreción de las tareas está sujeta a la ocurrencia de próxima precipitaciones. Los pronósticos meteorológicos prevén lluvias irregulares a principios de octubre. En las últimas dos semanas, las sembradoras avanzaron sobre el oeste de Santa Catarina y Rio Grande do Sul. Además, las tareas de siembra avanzaron en los estados de Rondonia en el norte y Mato Grosso do Sul en el centro oeste, y en aquellos campos asistidos con riego artificial en Sao Paulo y Minas Gerais al sureste.

En cuanto al maíz temprano, la siembra se limita actualmente a los estados del sur de Brasil: Rio Grande do Sul, Santa Catarina, Paraná y Sao Paulo; aunque el clima seco atenta contra la germinación de las plantaciones. En el resto del territorio brasileño, las condiciones secas de agosto y septiembre impiden un mayor avance de siembra y sólo se registran algunas siembras en lotes con riego artificial en los estados de Minas Gerais y Goiás. Las previsiones de lluvias para las próximas jornadas sobre la región sur intensificarían la siembra de maíz en octubre. 

En el mercado de referencia de los Estados Unidos, el día lunes el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA por sus siglas en inglés) publicó su informe trimestral de stocks de granos, donde realizó nuevas estimaciones de stocks de soja y maíz en los Estados Unidos al 1 de septiembre. Este informe fue clave en la operatoria semanal en Chicago. Para el caso de los granos gruesos este dato es clave para establecer los stocks finales de la campaña 18/19 (que pasarán a ser los stocks iniciales de la campaña 19/20). En lo referente al informe, las nuevas estimaciones de stocks de soja y maíz se situaron por debajo de lo estimado por los agentes en la previa al informe, lo cual generó cuantiosos aumentos de cotización en los contratos.

En el caso de la soja, la estimación oficial para los stocks en los Estados Unidos al 1° de septiembre se situó en 24,8 Mt, cuando el promedio esperado por los operadores era de 26,7 Mt. Aun así, al hacer la comparación interanual, el stock de soja en los Estados Unidos representa más del doble de las existencias a igual fecha del año pasado. Adicionalmente, las exportaciones semanales al día 26 del corriente mes fueron de 2,07 Mt, notablemente superiores a las que el mercado preveía.

La discrepancia entre las expectativas del mercado y lo efectivamente publicado en este informe es mayor para el caso del maíz, dado que USDA informó stocks de 53,7 Mt, 8 Mt menores a lo esperado por los operadores. No hubo una variación interanual significativa para el caso del cereal, cuyas existencias a igual fecha en 2018 eran de 54,4 Mt. Además, las exportaciones semanales informadas al 26 de Septiembre totalizaron 562.600 t, en línea con lo las expectativas.


En el Mercado de Chicago, los precios del cereal se movieron en terrenos positivos en el día posterior a la publicación del informe. Además, las intensas precipitaciones que recayeron sobre las áreas productivas del Medio Oeste y las consecuentes inundaciones han deteriorado el ritmo de las tareas de siembra primaverales. Sin embargo, el mercado se mantiene expectante a la actualización del pronóstico de cosecha la próxima semana por parte del USDA. También las expectativas acerca de una política de la administración Trump que podría beneficiar la producción de bioetanol en EE.UU. sostuvieron las cotizaciones hacia finales de la semana. Por último, la menor producción estimada por parte de Argentina para la campaña 2019/20 presionó también las cotizaciones al alza. El contrato más corto en CBOT, Maíz Diciembre, ganó US$ 4,6 /t en la comparación jueves contra jueves, ajustando a US$ 153,05/t el 3 de octubre. El futuro Maíz Julio aumentó US$ 4,33/t en el mismo período, ajustando a US$ 160,82/t este jueves. Con esto, los contratos del cereal con vencimientos en Diciembre y Julio aumentaron un 4% y 3%, respectivamente.

En cuanto a las cotizaciones de soja, siguieron con la tónica alcista de las sesiones previas. Sumado al componente bullish de los ajustados stocks informados por USDA, las nuevas ventas al principal importador mundial de la oleaginosa, China,  potenciaron aún más las subas en los precios. Además, el hecho de que solo el 8% de la soja estadounidense se encuentra cosechada, contra un 20% correspondiente al promedio de los últimos años, le brinda un soporte adicional a los precios. El contrato más corto en CBOT, Soja Noviembre, ganó US$ 8,55/t en la comparación jueves contra jueves, ajustando a US$ 335,02/t el 3 de octubre. Con esto, la soja subió un 3% en los últimos siete días. El futuro con vencimiento en el mes de Mayo se incrementó en un 2% con una suba de US$ 7,62/t en el período considerando, ajustando a U$S 347,49/t el jueves.