Detalle por Subzonas

30 de Julio de 2020

SUBZONAS Y RED DE ESTACIONES METEOROLÓGICAS GEA

SUBZONA I

"Necesitábamos una lluvia que no llegó; los trigos subsisten en condiciones adversas", señalan los ingenieros de Carlos Pellegrini. Aún hay perspectivas de lograr un desarrollo adecuado, "pero necesitamos 20 mm para recomponer al cereal", agregan. En cuanto al maíz, no hay modificaciones en la superficie a sembrar, "será menor a la del año pasado". No hubo incremento de la demanda de insumos, comentan en la zona. "El ánimo del productor sólo cambiará cuando se produzcan las lluvias". Por ahora no está haciendo ningún tipo de movimiento, ni de planificación estratégica.

"Las lluvias no han llegado y desde la siembra, el trigo no pudo formar una biomasa importante como para alentar una gran cosecha", comentan los ingenieros de los alrededores de Cañada Rosquín. Sin embargo, una recomposición de las lluvias podría mejorar el cultivo en las últimas etapas de crecimiento y compensar la faltante inicial. Los trigos con buena tecnología presentan un buen macollaje, entre 3 y 5 macollos, con buen estado sanitario. Y poseen un resto de humedad para mantener una buena expectativa de rinde si lloviera en agosto. Los lotes con baja tecnología presentan un desmejoramiento importante con bajas expectativas de producción. La superficie del maíz se mantendrá este año. La mayor incertidumbre la generan los   pronósticos de año Niña, "podrían generar una bajar del área", concluyen.

En El Trébol todavía queda humedad en el suelo para resistir algunos días más sin lluvias.Se nota un retraso en el crecimiento del trigo. El cultivo está en pleno macollaje y las reservas hídricas son suficientes para ésta etapa. Los cuadros se los considera en buenas condiciones. Respecto al maíz, la superficie a implantar está definida. La superficie será un 10% mayor que la del año pasado. Mantener las rotaciones y las obligaciones contractuales son los principales factores que determinan la superficie. "El aumento del precio de esta semana no fue estímulo para sumar nuevos lotes",agregan los técnicos.

 

SUBZONA II

Los trigos implantados en mayo y la primera quincena de junio en San Gregorio presentan buen stand de plantas y aspecto general. Pero los ciclos cortos poseen menor stand de plantas logradas y aspecto más ralo. Por ahora, solo hay pocos lotes que han desmejorando la condición por la falta de agua. Recién están macollando los sembrados temprano. Las reservas de agua en la mayor parte de los lotes van a permitir superar esta etapa sin demasiados problemas. Los daños más grandes se manifiestan como daño por heladas. Respecto al maíz, los principales factores que se tiene en cuenta para decidir la superficie están relacionados con el sostenimiento de la productividad de los lotes, a través de la rotación y fertilización. "Aunque este año hay una gran influencia de las perspectivas político-económicas para decidir la superficie a sembrar", agregan los técnicos. El aumento del precio del maíz podría ayudar a mantener una superficie similar a la del año pasado.

En Bigand las reservas de agua son escasas; pero existen zonas con napa cercana. Algunas áreas recibieron algunos milímetros en las últimas lluvias y sumado a una buena rotación, podrían ayudar a pasar en mejores condiciones el período de macollaje. Sin embargo un 20% de los cuadros se los clasifica en condiciones regulares. El estrés hídrico genera la recirculación de nitrógeno en la planta; por lo que las hojas inferiores o las más viejas, están amarillas. "A pesar de haber fertilizado con buenas dosis de nitrógeno, la falta de humedad reduce la movilidad del nutriente y si le sumamos las bajas temperaturas, se afianza la inmovilización. Esto reduce el número de macollos", explican los técnicos.En aquellos lotes con dosis bajas de arrancador, fósforo, se nota más el estrés, advierten. Además del amarillamiento, hay algunas manchas por daño de heladas.El estrés hídrico y el pronóstico hacia futuro de un año Niña debilitan el entusiasmo por el maíz. "Se le suma la situación económica inestable y los efectos de la pandemia-cuarentena", agregan. La intención de siembra se mantendría con relación a la campaña pasada. "Si bien el margen bruto del maíz es muy bueno, el estrés hídrico y la falta de reservas en el perfil, no entusiasman", concluyen.

 

SUBZONA III

Los  de trigo de San Antonio de Areco se ven bastante bien, "no los han afectado en forma notoria las heladas y las pocas lluvias". "Si bien contamos con humedad en profundidad, estamos con lo justo", agregan los técnicos. Un 20% se los considera en excelentes condiciones, un 50% muy buenos y un 30% buenos. La mayor parte de los cuadros están en macollaje y el resto en foliación. "Están macollando muy bien, los lotes se sembraron más temprano que el año pasado para aprovechar el agua del suelo", explican los técnicos. Las últimas lluvias que rondaron los 10 mm fueron el puntapié para las refertilizaciones con nitrógeno. El área con maíz  se mantendrá similar al del año pasado. "Por el momento no hay mucho entusiasmo, pero todo puede cambiar en los primeros días de septiembre cuando se largue con la siembra. El precio, las políticas y en particular las lluvias para el arranque son los factores que más influirán", indican los profesionales.

 

SUBZONA IV

En General Pinto la falta de lluvias sigue deteriorando la condición del trigo, "los ciclos cortos están regulares y algunos largos también", explican los técnicos. "Con cada semana que pasa, sin agua y con las heladas que estamos teniendo, aparecen más manchones sin plantas y los lotes están amarillos", comentan. Hubo una gran decepción con las lluvias pronosticadas que pasaron sin dejar nada. "La gente estaba con mucha ansiedad porque querían fertilizar con nitrógeno. Acá el 70% de los cuadros no se aplicaron", explican en el área.Un 20%del área está regular y el resto bueno. En cuanto a la próxima campaña de maíz, si bien hay algunas consultas y hay tiempo todavía, siguen señalando una caída en área de un 30% respecto al ciclo pasado.

 

SUBZONA V

En Marcos Juárez, el trigo está atravesando la etapa de macollaje con una falta de humedad y daños ocasionados por las heladas de los últimos días. "Algunas fueron muy intensas y de muchas horas de duración", comentan los ingenieros. El cultivo ha desmejorado y presenta un amarillamiento generalizado, sobre todo en aquellas variedades más susceptibles al frío.Un 30% de los cuadros se los clasifica como regulares.  El área de maíz está definida. La mayoría de los productores ya compró los insumos. Respecto al año anterior, la superficie se mantendrá o disminuirá muy levemente. Lo que puede cambiar la decisión de la siembra es "si se afirma un pronóstico climático Niña y se atrasen las lluvias de primavera".